Ante una sociedad automatizada, que ha perdido de manera importante el contacto humano, han nacido problemáticas que generan un incremento en el nivel de estrés que se maneja en las organizaciones. De acuerdo con estudios recientes de la Organización Mundial de la Salud (OMS), México es el país con mayor índice de estrés aún por encima de países como China y Estados Unidos.



Según un estudio elaborado por la OIT (Organización Internacional del Trabajo), el estrés laboral podría suponer pérdidas de entre el 0,5% y el 3,5% del PIB de los países. Hoy no basta con ser un gran comunicador, tener empuje, conocimientos, credibilidad y saber motivar a la gente.

 

Hoy se requieren líderes que sepan manejar el estrés con un nuevo nivel de conciencia para transformar a las organizaciones y adaptarlas en un ambiente cambiante y cada vez más competitivo. 

 

Ese nuevo nivel de liderazgo requiere competencias mucho más enfocadas al trato humano y a una visión integral de las personas con las que se trabaja.

 

Hoy se requieren líderes que logren mantener su enfoque en el presente pero con visión estratégica manejada con creatividad y capacidad de adaptación. Líderes que sepan reconocer sus emociones y las usen con inteligencia; sobre todo ante situaciones de estrés. Las mejores organizaciones están desarrollando líderes que sepan responder conscientes del impacto  de sus acciones tanto en las personas como en su ambiente en general.

 

Es por ello que en los últimos años ha surgido un nuevo nivel de liderazgo a través de la práctica del “Mindfulness”. Es conocido como “Mindful Leadership” o liderazgo de conciencia plena. El mindfulness consiste en prestar atención, momento a momento, a nuestros pensamientos, emociones, sensaciones y a lo que captan nuestros sentidos evitando emitir juicios al respecto.

 

El mindfulness requiere práctica para desarrollar este nivel de conciencia, pero los beneficios son impactantes ya que se reduce de manera importante el nivel de estrés y se adquiere mucho mejor enfoque para la toma de decisiones. Al trabajar también en descubrir patrones de pensamiento y acción en nosotros mismos, se logra una comprensión mucho más profunda de la realidad con la que nos enfrentamos y nos ayuda a generar nuevas alternativas de solución.

 

Si verdaderamente queremos ser líderes que transformen a las organizaciones, tenemos que trabajar sobre nuestras propias competencias enfocados a lograr una mejor concentración, mejor entendimiento, manejo emocional y conciencia sistémica. Mindful leadership es un estilo de liderazgo que va a dar un giro de 180 grados a la forma como nos vivimos en las organizaciones. Si queremos hacernos de personal capacitado, creativo, enfocado y con alto nivel de compromiso, debemos también poder ofrecerle un liderazgo a la medida de sus expectativas y eso significa ser un  mindful leader.

 

Para empezar a practicar mindfulness solo se requiere dedicarle 10 minutos al día en los que no necesitas más que permitirte vivir el momento presente, dejando pasar los pensamientos que aparezcan. Un ejercicio muy sencillo para empezar es el concentrarse en observar la propia respiración sin tratar de controlarla o relajarla, solo observarla. Naturalmente vendrán pensamientos a nuestra mente y en la medida que vayamos practicando lograremos aprender a dejarlos pasar sin “engancharnos” con ellos. De este modo se logra una visión mucho más objetiva de la vida que redundará en beneficios en nuestras relaciones interpersonales y solución de problemas.

 

Mindfulness es un entrenamiento para la mente en el que obtendrás gran capacidad para concentrarte. En estos tiempos en los que estamos rodeados de estímulos, resulta difícil hacerlo y por lo mismo hemos aprendido a des-sensibilizarnos de nuestro ambiente y las personas que nos rodean. Esto ha repercutido tremendamente en la motivación y el compromiso del personal en las organizaciones. Recupera tu capacidad de liderazgo en otro nivel a través de la práctica de mindfulness.

 



Descarga gratis Tiempos de Crisis

Por Iria Rodríguez Suárez

autor

Licenciada en Psicología por el Tecnológico de Monterrey y Coach Ontológico con 11 años de experiencia en el desarrollo del capital humano en las organizaciones. Actualmente imparte entrenamientos en temas como Liderazgo sin Estrés.

Comparte este contenido